enpositivo.abc.es

El Zoo madrileño exhibe desde hoy a las 11 dos nutrias gigantes del Amazonas

- 14 septiembre, 2012 - 8:35
Nutria (manuromeropenalver.blospot.com)
Una nutria gigante del Amazonas «posa» ante la cámara - Fotografía: manuromeropenalver.blospot.com

¿Has visto alguna vez una nutria gigante del Amazonas? Seguro que no. Pues desde hoy puedes ver con tus propios ojos dos ejemplares de estos curiosos mamíferos.

El Zoo Aquarium de Madrid exhibirá desde hoy a las 11 horas dos nutrias de esta especie, una especie que no se mostraba al público desde el fallecimiento en 1990 de Eteguia, el macho de la pareja que Félix Rodríguez de la Fuente había donado a la instalación de la Casa de Campo en 1974.

En todo el mundo sólo hay 5.000 nutrias gigantes del Amazonas

22 años después de la muerte de aquel ejemplar, el Zoo de Dortmund (Alemania) ha enviado a nuestra ciudad a Felipe y Madidi, dos animales de este mustélido.

Los animales, dos machos, hermanos y de la misma camada, tienen casi dos años y llevan aclimatándose a su nuevo hogar desde el pasado domingo, aunque será este viernes cuando por primera vez salgan al exterior de su instalación.

Las nuevas nutrias del Zoo de Madrid son muy diferentes: Felipe es más grande y más atrevido y Madidi es más pequeño, tímido y sensible, según han explicado sus cuidadores del zoo alemán.

El Zoo Aquarium de Madrid ha construido la casa de las nutrias en la misma ubicación donde se encontraba la que ocuparon las donadas por Rodríguez de la Fuente, aunque su extensión es mayor y está dotada de zonas de invierno y de verano.

Esta nueva casa y sus dos áreas cuenta con una piscina y una zona seca o de tierra, la última de ellas de gran importancia ya que las nutrias son mamíferos terrestres que nadan.

Cuando crecen, estos animales pueden llegar a alcanzar una longitud de 1,80 metros y a pesar 32 kilos.

No son animales pacíficos

A pesar de su aspecto de «peluches», estas nutrias son consideradas como animales relativamente peligrosos.

Su forma para conseguir alimentos –pescados– es en manada, lo que las hace extremadamente eficaces a la hora de lograr su objetivo.

Esta manera de pescar, junto con su mandíbula plagada de dientes muy afilados para morder las espinas, son las causas que provocan que estos animales también sean llamados «lobos de agua».

Son capaces de devorar siluros y de abrir en canal a los caimanes con los que se enfrenten.

enpositivo.abc.es